Generación Z: consumidores con ADN digital

Tienen entre 13 y 23 años, son la primera generación nacida online y representan un gran desafío para las marcas.

 Son grandes recomendadores en categorías como tecnología, entretenimiento y alimentos, y un estudio revela que su aprobación es determinante en el éxito de marcas como Apple, Oreo o Doritos. Claves para conocerlos mejor.

Nacieron entre 1990 y 1999 -son menores que los Millenials- y tienen una característica única: son la primera generación nacida online. Esto hace que sean el mayor desafío para marcas y empresas, y que a medida que empiezan a tomar decisiones de consumo se vuelvan determinantes para el éxito o el fracaso de cualquier lanzamiento. Un estudio de la firma Wikia en el mercado norteamericano demostró que son la principal influencia a la hora de la compra de productos tecnológicos (el research demuestra que son los principales compradores o recomendadores de Apple), pero también son definitorios en la performance de marcas como Oreo, Subway, Doritos, Montain Dew o Pizza Hut.

Tan particular es su relación con las marcas, que Nike en el Reino Unido decidió acercarse a ellos a través de las redes sociales hablándoles no como una marca deportiva sino como un deportista de carne y hueso: en la web no les habla de sus productos sino que alguien llamado “Nike” les cuenta sus rutinas de entrenamiento, sus recorridos preferidos para hacer running y los horarios que utiliza para hacer deporte, intentando lograr un diálogo persona a persona (y no de marca a consumidor) con ellos.

Algunos datos del estudio realizado por Wikia:

-Esta generación pasa conectada casi todo el día (incluso cuando están en servicios religiosos, escuela o trabajo). Un 25% se conecta antes de los cinco minutos posteriores a despertarse, y el 75% restante antes de una hora.

-Casi no hay momentos o situaciones “unplugged” en su vida: sólo el 44% se desconecta en la iglesia, la misma proporción lo hace mientras está estudiando, y sólo el 45% está offline mientras hace deporte o ejercicios.

-Nueve de cada diez afirma visitar YouTube al menos una vez por semana, y el 54% lo visita varias veces por día. Un 65% visita Facebook semanalmente y el 38% lo visita varias veces por día. Otras web visitadas al menos una vez por semana son Twitter (26%), Google+ (26%) e Instagram (17%).

-Su influencia sobre decisiones de compra de sus amigos y familiares varía según las categorías. Tienen una alta influencia en la elección de películas, en video juegos y en productos tecnológicos. También en alimentos envasados, y son muy influyentes a la hora de la compra de productos ecológicos.

Son refractarios al marketing y escépticos ante la publicidad. La clave para acercarse a ellos es el contenido: relevante, de impacto, divertido y compartible con sus amigos parece ser la combinación perfecta.

Nacieron entre 1990 y 1999 -son menores que los Millenials- y tienen una característica única: son la primera generación nacida online.

Esto hace que sean el mayor desafío para marcas y empresas, y que a medida que empiezan a tomar decisiones de consumo se vuelvan determinantes para el éxito o el fracaso de cualquier lanzamiento.

Un estudio de la firma Wikia en el mercado norteamericano demostró que son la principal influencia a la hora de la compra de productos tecnológicos (el research demuestra que son los principales compradores o recomendadores de Apple), pero también son definitorios en la performance de marcas como Oreo, Subway, Doritos, Montain Dew o Pizza Hut.

Tan particular es su relación con las marcas, que Nike en el Reino Unido decidió acercarse a ellos a través de las redes sociales hablándoles no como una marca deportiva sino como un deportista de carne y hueso: en la web no les habla de sus productos sino que alguien llamado “Nike” les cuenta sus rutinas de entrenamiento, sus recorridos preferidos para hacer running y los horarios que utiliza para hacer deporte, intentando lograr un diálogo persona a persona (y no de marca a consumidor) con ellos.Algunos datos del estudio realizado por Wikia:

-Esta generación pasa conectada casi todo el día (incluso cuando están en servicios religiosos, escuela o trabajo). Un 25% se conecta antes de los cinco minutos posteriores a despertarse, y el 75% restante antes de una hora.

-Casi no hay momentos o situaciones “unplugged” en su vida: sólo el 44% se desconecta en la iglesia, la misma proporción lo hace mientras está estudiando, y sólo el 45% está offline mientras hace deporte o ejercicios.

-Nueve de cada diez afirma visitar YouTube al menos una vez por semana, y el 54% lo visita varias veces por día. Un 65% visita Facebook semanalmente y el 38% lo visita varias veces por día. Otras web visitadas al menos una vez por semana son Twitter (26%), Google+ (26%) e Instagram (17%).

-Su influencia sobre decisiones de compra de sus amigos y familiares varía según las categorías. Tienen una alta influencia en la elección de películas, en video juegos y en productos tecnológicos. También en alimentos envasados, y son muy influyentes a la hora de la compra de productos ecológicos.Son refractarios al marketing y escépticos ante la publicidad. La clave para acercarse a ellos es el contenido: relevante, de impacto, divertido y compartible con sus amigos parece ser la combinación perfecta.

Por Dr. Cristian Kulzer

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba