¿Marketing en Servicios de Salud?

La mayoría de los profesionales de la salud no se sienten cómodos con respecto a la palabra marketing. Sin embargo, es necesario diferenciar una vez más al marketing de la mera promoción con precios engañosos, publicidades exageradas y/o acciones de ventas apresuradas del producto o servicio, ya que de hecho son sus principales enemigos.

El marketing en los servicios de salud interviene en procesos claves como son la identificación de oportunidades, el desarrollo de nuevos productos junto  la atracción, retención y lealtad de los pacientes.

El marketing tiene que estar presente desde el análisis y la planificación del modelo de negocio –  y no al final – y debe contribuir a brindar un servicio que satisfaga las necesidades concretas de su público manteniendo además y hoy más que nunca, una relación confiable, personalizada, continua y duradera con ellos.

Pensemos que los pacientes ya no son cautivos. Cada vez se muestran más exigentes en cuanto a precios y calidad del servicio ofrecido, y están dispuestos a analizar distintas alternativas e incluso a cambiar de profesional. Muchos no esperarán indefinidamente hasta que «su» odontólogo encuentre un lugar en su agenda.

La situación económica y las condiciones de contratación por parte de los sistemas de salud han depreciado el valor de los honorarios profesionales, cada vez más desenfocados para nuestros días debido a la alta competitividad existente, en especial en las ciudades más importantes del país.

La oferta de servicios de salud crece de manera constante, con nuevos y mejores servicios disponibles para el paciente.

Los profesionales que estén abiertos y piensen en que es preciso invertir, en un determinado momento de su emprendimiento en marketing, entenderán y conocerán los caminos que estratégicamente harán más favorable su posicionamiento en este mercado tan competitivo.

Pero además aquellos que se atrevan a investigar y conocer las necesidades  y prioridades de sus pacientes al momento de concretar un servicio,  a los que sepan mostrar y comunicar sus fortalezas, beneficios y soluciones, a los que planifiquen a través de técnicas del Neuromarketing la primera consulta para que se incremente el porcentaje de aceptación y sea efectiva, descubrirán que la falta de pacientes o aceptación de planes de tratamiento no es por la “culpa” de la economía o por que el paciente no tiene dinero.

Lamentablemente hoy no alcanza con ser un buen profesional, trabajar con calidad o estar actualizado en cuanto a nuevos procedimientos y tecnologías. Hoy más que nunca se requiere contar con un buen plan de marketing a medida del servicio que se esté brindando para salir del “pogo” y brillar ante la mirada del paciente.

Uno de mis lemas favoritos es “calidad, servicio y valor”, por eso ten presente que el marketing en servicios de salud sólo será efectivo si cada uno de los colaboradores que trabajan en la consulta está enfocado del mismo modo a entregar el valor prometido al paciente.

Por Dr. Cristian Kulzer

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba